Los aumentos de precios que vienen con el 2017

Mucho se ha hablado de lo terrible que ha sido 2016, y cómo los libros de historia mexicanos en un futuro bien podrían saltárselo. Pero, ¿realmente queremos que termine?…

En los primeros días de enero vienen una serie de aumentos en diversos productos y servicios.

Es mejor que se sienten, aquí tienen la pequeña lista:

1. Gasolina

Está en boca de todos y aún con marchas y protestas programadas, no parece que vaya a dejar de ser una realidad. Frente a la liberación paulatina en los precios de la gasolina del próximo año, el costo de este combustible pasará por un aumento más que considerable, el cual será de hasta un 20% según informó la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) y quedarán de la siguiente manera: 14.2% para Magna, 20.1% para Premium y 16.5% para el diésel.

Pero este incremento no será igual en todo el país, ya que éste fue dividido en 90 regiones según las zonas de almacenamiento y reparto de Pemex. Esto significa que en algunos estados la gasolina se venderá a un mayor precio que en otros. Jalisco quedará con los costos más altos y Veracruz y Yucatán con los más bajos.

En el caso de San Luis Potosí, la más cara será la región Centro y la más barata la región Madero. Para la capital y Soledad de Graciano Sánchez, los precios quedarán así: $15.81 (Magna), $17.73 (Premium) y $16.88 (Diésel).

Habrá que esperar a ver cómo van a fluctuar los precios una vez que se dé la famosa liberación que empezará en el mes de marzo y que para la entidad potosina llegará hasta el 30 de Noviembre.

2. Dólar

A pesar de los pronósticos optimistas que dicen que se mantendrá en los niveles que cotiza actualmente, con el billete verde nunca se sabe. Y todo indica que subirá al menos un poco más, porque además Donald Trump tomará posesión como el presidente de Estados Unidos el próximo 20 de enero, y como antecedente tenemos que el día de su victoria el Dolar se fue al cielo.

3. Gas LP

También habrá liberación de precios en este preciado combustible y sucederá algo parecido que con la gasolina, ya que los precios del gas LP se determinarán conforme a las condiciones del mercado. Esperemos un aumento no tan exagerado, pero es una historia que ya hemos visto en nuestro país.

4. Transporte público y de carga

Aunque de este tema se habla más que nada en la CDMX no podemos pensar que en los demás estados no seguirán el ejemplo y menos con el aumento generalizado en los precios de la gasolina.

En San Luis Potosí se dice que los permisionarios del transporte publico ya buscan un aumento a la tarifa para dejarla en unos $10 pesos aprox; en cuanto a taxis no se descarta un aumento pero se ve difícil que se de, los mismos taxistas piden no se de ya que esto les ayuda a competir contra servicios nuevos en la capital como Uber y la posible llegada de Cadify.

5. TV de paga y Entretenimiento

También seguirán aumentando los costos de entretenimiento. Y todo esto tiene que ver con el dólar más que con combustibles. El streaming parece estarles pegando muy duro. Eso sin mencionar precios en entradas a espectáculos que cada día se venden como oro molido en muchos casos dejando en claro que a los artistas no les importa mucho su fanaticada, o el cine que en realidad es un lujo para la gran mayoría de la población.

6. Trámites, multas y pasaportes.

Aumentos en multas y trámites como licencias, copias certificadas o pasaportes (en este caso desde los 20 hasta los 75 pesos según la vigencia).

7. Tasas de interés.

¿Créditos? Sí, tendrás que pagar más por ellos al final, así que no dejes que los intereses e tus tarjetas y creditos sigan aumentando, paga por lo menos el doble del pago mínimo y congela los intereses o compra a meses sin intereses.

8. Canasta básica, lácteos y productos de cafeterías.

Para terminar con la reacción en cadena que provocará el aumento de la gasolina, los productos lácteos podrían tener entre un 8% y 10% de aumento, el arroz entre el 25% y el 30%, tés, bebidas preparadas, leche de coco, de almendras, y así, váyanle sumando.

Ya no hablaremos de los automóviles (ya confirmado), las colegiaturas (del siguiente ciclo escolar), el sector agropecuario, y el largo etcétera que seguramente llegara.

Será un duro inicio de año, al parecer, más que otros. Pero siempre hemos podido salir delante de una u otra manera, esperemos que esta vez no sea la excepción. Y para los que creen que todo son malas noticias, la Comisión Nacional de Salarios Mínimos nos “ayudará” haciendo que el salario mínimo aumente el primero de enero a 80.04 pesos diarios, 4 más que el actual. Vaya, con eso quedamos cubiertos.

Nota: Así como se publico esta nota, horas despues se dio a conocer que tambien aumentaría el costo de la energia eléctrica  

Todo esto en pleno 2017…

Responder